miércoles, 10 de octubre de 2007

Bienvenido Mr. Thompson


Por fin Fred Thompson nos deleitó ayer con su presencia en un debate entre candidatos republicanos, era el sexto para sus compañeros y el debut para él, así que fue el centro de todas las miradas. La valoración final es que bueno... pasa el corte con un suficiente. Eso dicen al menos los expertos, que coinciden mayoritariamente en que fue de más a menos y sin hundirse, no estuvo brillante.

Se le nota que nunca ha estado a la cabeza de una administración, al contrario que Rudolph Giuliani o Mitt Romney. Hay muchas menos horas de televisión en el Senado y por supuesto muy pocos debates. Se le notan también los cuatro años que ha pasado fuera de la vida pública. Con todo tuvo tiempo para mostrarse seguro y capaz en una cita cuyo ganador indiscutible fue Giuliani, que se cree su papel de frontrunner y actua como tal. Le dio un buen revolcón a Romney en un tema importantísimo para los republicanos, los impuestos bajos.

No fue la única cornada que se llevó Mitt. Incluso el inclasificable Ron Paul le dio una puntillita cuando respondiendo una pregunta sobre Irán, Romney dijo que "tendría que consultar con un montón de abogados antes de atacar ese país". ¿Abogadossssss? ¿Qué tipo de respuesta es esa?

Sin embargo, la mejor colleja dialéctica se la iba a dar el debutante Thompson que supo responder con más humor a un chiste malo del ex-gobernador de Massachusetts a cuenta de su carrera como actor.

Romney: estos debates son un poco como Law and Order. Hay un reparto inmenso, parece que dura eternamente y Fred Thompson aparece al final.
Thompson: y piénsalo. Yo era el mejor actor sobre el escenario.
De propina: hoy se cumple el quinto aniversario del voto del Senado que autorizó la guerra de Irak. Obama se opuso aunque no era Senador, Hillary y Edwards votaron a favor. Es de esperar que Clinton escuche muchas cosas sobre ese voto en los próximos días.

La bola de cristal: Al Gore no será candidato a la nominación demócrata tanto si gana el Nobel como si no. Da igual cuantos grupos de amigos intenten convencerle.

3 comentarios:

Antxon Garrogerrikabeitia dijo...

Que ganara el Nobel Al Gore sería pa no cagar en cuatro días xD

Yo creo que ya está resignado a que su futuro no es la Presidencia. ¿Tal vez Secretario de Estado? ¿Se enfadaría Richard Holbrook? Por cierto, no hay nada que imposibilite a Gore volver a ser Vicepresidente. Este es unt ema que no tengo claor peor creo que el VP no está limitadod e mandatos. Si ganara el Nobel, no te extrañe que Hillary lo reclame como running-mate. Otra vez Clinton-Gore. Pufff... qué originalidad xD

Carlos :. dijo...

Si Gore repite de vice, es que no se tiene ningún respeto a sí mismo! Espero que no. Se presentaría a las generales con 68 añazos, casi los mismos que Reagan cuando ganó la primera vez... y con 16 años de experiencia en el cargo más absurdo del mundo. De cualquier modo, para mí que Gore no tiene ya mucho feeling con el matrimonio Clinton. Lo mismo, ni les hace el endorsement

Antxon Garrogerrikabeitia dijo...

Los mismos que Reagan cuando ganó la primera vez, pero con 50 kilogramos más encima xD

Esta claro que ya no se lleva bien con los Clinton. De hehcoc reo que apoyará anets de las primarias a algún rival de Hillary. Pero por conveniencia se hace lo que haga falta. Aunque a mí me sigue pareciendo un tipo muy aburrido y cansino. Aunque muy cualificado. Me cae bien peor me aburre.