lunes, 26 de noviembre de 2007

McCain en estado puro

Vamos a echarle de menos cuando se vaya.

Porque John McCain, todo hay que decirlo, tiene madera presidencial. Atractivo electoral, sólidos valores conservadores, gancho con los independientes Lástima que haya perdido tanto tiempo en el Senado en vez de hacerse gobernador de Arizona o algo así. Creo que su último anuncio, que se verá en New Hampshire estas próximas semanas, resume bien cómo podría haber ganado esta campaña si todo hubiera sido un poco diferente.

"Desde que llegué a Washington, he hecho enfadar a mucha gente. Enfadé a los contratistas de defensa cuando llamé la atención sobre un despilfarro de 30 millones de euros cuyos autores fueron encarcelados. Molesté a los intereses especiales y los lobbys de Washington cuando hice aprobar la reforma de la financiación de las campañas electorales. Enfadé al Pentágono cuando critiqué la estrategia de Rumsfeld para Irak y enfadé a los medios cuando apoyé la estrategia que ahora está funcionando. Enfadé a los grandes gastadores del Congreso cuando pedí una consignación para la reforma del gasto: no más puentes de 233 millones de dólares hacia ninguna parte, 74 millones para almacenamiento de cacahuetes en una Ley de Financiación de la Defensa. No fui a Washington a ganar el premio Miss Simpatía, fui a Washington a servir a mi país. Puede que no me guste la gente de "este es el modo de hacer las cosas" de Washington pero amo a América. La amo lo suficiente para hacer enfadar a algunas personas. Soy John McCain y apruebo este mensaje"

De propina: Ron Paul ha conseguido un endorsement que puede inclinar la balanza... en su contra. Dennis Hof, el dueño del burdel Moonlight Bunny Ranch (Rabcho de las conejitas de la luz de la luna) de Nevada, le ha declarado su apoyo. ¡Justo lo que necesitaba!

La bola de cristal: a pesar de que entramos en una época de paz y amor, este próximo mes vamos a presenciar los ataques más duros entre candidatos. Algunos ya han empezado...

1 comentario:

Antxon Garrogerrikabeitia dijo...

A ver si mañana escribo sobre McCain. Yo creo sinceramente que se está recuperando, y que los elementos se están posicionando a su favor. Lo que me hace no porder apostar por él es la falta de dinero, pero creo que ahora mismo tiene más claro que ningún otro republicano (salvo Romney tal vez) el cómo ganar o perder la nominaicón. Y se está concentrando en ello. Justo cuando sus rivales más fuertes parecen estar dispersando más sus esfuerzos intentando estar en todas partes y en todos los temas.