martes, 27 de noviembre de 2007

Viejos miedos, absurdos prejuicios


He aquí Mitt Romney, el candidato mormón. El hombre que insiste, ruega, suplica a los votantes que no tengan en cuenta su religión. El mismo que le habla a su importante electorado evangélico de la tolerancia religiosa y los valores comunes...

... el mismo Romney que, preguntado acerca de si incluiría a un musulmán estadounidense capacitado en su gabinete, contesta:

"Basándome en el número de americanos musulmanes entre nuestra población, no veo justificado un puesto en el Gabinete. Pero por supuesto, imagino que los musulmanes podrían servir en niveles menores de mi administración"
Esa última coletilla no hace sino empeorarlo aún más....

Cierto es que Romney ha alegado que no dijo exactamente eso, pero la experiencia profesional me dice que cuando un político se queja de malinterpretación/invención, suele parecerse más a que se equivocó/se le calentó la boca. No sé si le cogieron con la guardia cambiada o si realmente pensaba que hay que repartir los puestos del gobierno por cuotas a grupos étnicos, pero la sola mención de cualquier tipo de discriminación religiosa precisamente por él me resulta insultante.

De propina: como Obama tiene de su lado a Oprah, ahora Hillary se ha hecho con BarbraStreisand. Duelo de titanes...

La bola de Cristal: el presidente iraní Mahmud Ahjmadineyad ha pedido ser observador en las elecciones estadounidenses de 2008, yo apuesto a que no conseguirá el visado.

6 comentarios:

Antxon Garrogerrikabeitia dijo...

Habría que ver cómo le plantearon la pregunta. Si se lo plantearon en els entido de si daría un puesto de gabinete a uno de cada raza o cada religión, la respuesta es correcta. Puede ser cruda, pero correcta. Aunque la segunda parte sobra. Si la pregunta era sólo si un musulmán podría entrar en su gabinete, sin que la pregutna estuviera en ningún contexto, ha respondido mal. peor habría que ver de qué estaban hablando y en qué sentido.

En cualquier caso la pregunta me parece bastante absurda. Ese debate ya está superado en los Estados Unidos. por ejemplo, el actual embajador de EEUU en la ONU (puesto que suele tener rangod e gabinte) es un musulmán suní nacido en Kabul.

Hoy hay sondeos que colcoan a Hillary en cabeza en Iowa y a Obama tercero. Edwards segundo. A ver quién se aclara.

Jordi Coll dijo...

Tienes un poder de adivín envidiable! xD

Entretanto dijo...

Muy interesante el blog, Carlos, al que acabo de llegar casi por extravío en la blogósfera.

Hace un par de meses hice una entrevista a Bill Richardson, que luego fue publicada en la revista Alma Magazine [cuyo texto completo también podés encontrar mi propio blog].

Saludos

alejandro dijo...

Si una de tus líneas de campaña es la tolerancia religiosa, definitivamente debes estar preparado para una pregunta de este tipo. Y pero aún, DEBES conocer el dato que menciona Antxon. Ese dato usado adecuadamente hubiera supuesto una cachetada de guante blanco, de esas que no acostumbran los políticos.

Antxon Garrogerrikabeitia dijo...

Cierto. Mi segundo párrafo hubiera sido una buena respuesta xD

Carlos :. dijo...

Antxón te ha llegado el momento de pasar al Political Management. Además, con las desgracias últimas de Giuliani yo creo que puedes llevar a Romney camino a la nominación (si Huckabee lo permite...)