viernes, 18 de abril de 2008

Quiero una decisión y la quiero ahora


A Howard Dean, presidente del Partido Demócrata, le dan temblores de ver cómo John McCain está relajado y ganando puntos. Le da auténtico pavor constatar que, si la cosa sigue así, los demócratas van a perder otras presidenciales en unas circunstancias históricamente favorables. Y todo, claro está, por la interminable batalla a muerte en la que están envueltos Hillary Clinton y Barack Obama. Una batalla que sólo pueden decidir los Superdelegados y por eso, el líder del partido quiere que empiecen a pronunciarse ya.

Al principio había marcado el uno de julio como fecha tope, con vistas a evitar una convención movidita, pero ha cambiado de opinión. Algunos analistas dicen que es por el debate de anoche. Según parece, Hillary ha estado convenciendo a muchos superdelegados de no pronunciarse aún con el argumento de que Obama era incapaz de ganar en noviembre. Cuando ayer, presionada por el moderador, dijo que sí, que podía vencer, encendió una luz en muchas personas. Hoy de momento un superdelegado de Washington DC ha decidido cambiarse de bando después de recibir presiones de su electorado (Obama ganó en la capital con un 83%) y una superdelegada de Oklahoma también ha anunciado su endorsement a Obama.

De propina: hoy la encuesta de Zogby de Pennsylvania da un empate técnico entre Hillary y Obama. Parece que la senadora domina en el centro y el oeste del estado, incluida Pittsburgh, mientras que el senador vence en el este, incluida Philadelphia.

La bola de cristal: mucha atención hoy porque según cuenta Mark Halperin, la campaña de Obama está filtrando que hoy "importantes seguidores" de Hillary Clinton en Pennsylvania, se van a cambiar de lado. Veremos si se concreta y cuánto de importantes.

7 comentarios:

Antxon Garrogerrikabeitia dijo...

Lo que ocurre es que los Superdelegados pueden cambiar de opinión tantas veces quieran.

En Pennsylvania podría ocurrir que Obama perdiera por menos diferencia que en Ohio, porque muchos votantes de Hillary puedan pensar que ya no tienen nada que hacer y pueden no ir a votar. Aunque por otra parte los demócratas también deberían pensar seriamente que a día de hoy la gente de McCain prefiere enfrentarse a Obama, y que si bien las encuestas de los medios de comunicaicón dan a Obama opcioens de victoria en estados como Coloraod, en las encuestas internas republcianas aparece perdiendo el estado por 15 puntos. Al finals erá inevitable que la elección se resuelva en los mismos estados competitivos de siemrpe. Y en esos Hillary parece más fuerte.

Jordi Coll dijo...

Biiiiiiiiiiiiiiihaaa!

Antxon Garrogerrikabeitia dijo...

xD Qué gran momento el Biiiiiiiiiiiiiiihaaa! xD Aún me acuerdo de aquella noche. El Senador Tom Harkin detrás de él con cara de gato que se ha comido al canario xD debía estar diciendo, "a quién he apoyao por dioss a quién he apoyao xD

Joan Mejia dijo...

esos numeros salias asi en Ohio y al final hillary le gano por una diferencia de 10 puntos no nos confiemos.

Carlos :. dijo...

Estoy de acuerdo... las encuestas tienen el valor que tienen

Jordi Coll dijo...

Jaja!

Jordi Coll dijo...

Nunca me había fijado en la cara de Harkin! xDD Qué bueno... Los de Redstate a la mínima ponen el video.