lunes, 9 de junio de 2008

Escándalos a la vista




No es como si la temporada de primarias hubiera estado exenta de puñaladas, pero es bien conocido que los mejores trapos sucios surgen en la general. Crecen inevitablemente como los champiñones después de la lluvia, para pública delicia de tabloides y secreto deleite de votantes y medios "respetables". Hijos no reconocidos, líos extramatrimoniales, pasados corruptos... la más diversa oferta de follones reales o ficticios que también ha empezado ya para los candidatos de 2008.

En el casode John McCain es el "típico" escándalo. Infidelidad, una amante joven, un matrimonio roto... Antes de marchar a Vietnam McCain se casó con su primera mujer Carol, que era una Miss, modelo de trajes de baño. A su regreso a Estados Unidos tras sus años como prisionero de guerra, resulta que ella había sufrido un accidente, estaba desfigurada y el silla de ruedas. El resto de la historia os la podéis imaginar. John conoció a su actual mujer Cindy: más bella, más joven e inmensamente más rica que su esposa y... La historia la cuenta el británico Daily Mail y no parece que tenga grades inexactitudes. Un episodio nada raro en la vida de un político, pero que si crece puede hacerle daño con su público evangélico que tanta falta le hace. No creo que tenga mucho recorrido porque la ex-esposa agraviada no parece muy interesada en apretarle las tuercas y además hablamos de un divorcio de hace casi 30 años.

El "escandalillo"de Barack Obama es haber ayudado a escoger no es el más truculento pero sí el más peligroso de los dos escándalos en ciernes. Tiene que ver con una de las personas que ha escogido para que le ayuden en una de las decisiones más importantes de su carrera política, la de quién le acompañará en el ticket demócrata cómo candidato o candidata a la vicepresidencia. Del equipo de tres asesores, uno es el ex-responsable de Fannie Mae James Johnson. Se trata de la organización federal responsable de las hipotecas. Hasta aquí, nada raro, pero hay informes que indican que se benefició de créditos en buenas condiciones que le concedía su amigo y presidente de Countrywide, una de las empresas que más palos se ha llevado como responsable de la crisis de las hipotecas basura. Con la campaña de cambio y desvinculación del poder económico que tiene Obama, no parece la mejor elección. Por si eso fuera poco, resulta que la experiencia de Johnson se basa en elegir vicepresidenciables para Walter Mondale y John Kerry. Tal vez el mayor problema no son sus extraños vínculos hipotecarios, sino su incapacidad para seleccionar candidatos a la vicepresidencia que realmente aporten algo al candidato. Vamos, digo yo.

De propina: oh Dios bendito, ¿habéis visto el "choque de puños" de Obama y su mujer el día de la última primaria? Al parecer hay un loco en FOX News diciendo que se trata de un "saludo terrorista". Mi capacidad de asombro no hace sino renovarse.

La bola de cristal: pese a lo que dicen las encuestas, para mí que no hay modo de que California deje de ser demócrata en la próxima elección, igual que tampoco Virginia tiene mucha pinta de dejar de ser republicana.

3 comentarios:

Joan Mejia dijo...

Tengo la ligera impresion de que el mapa va a quedar igual que en el 2004, y el que se lleve Ohio que esta muy empatado por el momento se lleva las llaves a la casa blanca.

Antxon Garrogerrikabeitia dijo...

Lo del divorciod e McCain ya es algo bien conocido. Él mismo admitió y pididó perdón públicamente hace ocho años por lo que hizo. Además su primera mujer creo que ya está muerta.

Eso podría ser un problema si llevase cinco años casado con su actual mujer. Pero llevan ya más de un cuarto de Siglo y tienen varios hijos juntos, y el pequeño ha estado sirviendo en Iraq. No creo que haya mucho modo de atacar su vida familiar.

En cuanto a lo de Jim Johnson, pues no lo sé. La posición que ocupa en la campaña no es tan sensible como para que un tema de esos termine afectando al candidato. En el equipo para seleccionar al running-mate también está el abogado Eric Holder, quien cuando era número dos del Departamento de Justicia tramitó el indulto a Mark Rich, también un asunto turbio, pero que no afecta directamente a la reputación del candidato.

Carlos :. dijo...

de momento estamos con los "escnadalillos". Ya vendrán los grandes!