Archivo del blog

viernes, 29 de agosto de 2008

Oh-my-Palin

Si el caso es que se dejara de hablar de la convención demócrata, John McCain lo ha conseguido. Ha anunciado que su compañera de ticket será la joven gobernadora de Alaska Sarah Palin. Un elección con grandes ventajas: Palin es un madre 44 años con cinco hijos y de un estado que no suele aportar grandes nombres a la política nacional. El mayor de sus retoños es militar y sale para Irak el próximo 11-S. Es además todo lo que puede desear un conservador religioso: totalmente anti aborto, anti gay y anti teoría de la evolución... McCain toca así dos palos importantes electoralmente, las madres desafectas de Hillary y la base conservadora de su partido que lo tiene todo para emocionarse. Inteligente movimiento, que compensa la corriente de "historia" y "cambio" que propugna Obama. Vaya con el viejo, cómo sabe.

En la lista de las contras hay que situar que McCain habla todo el rato de la experiencia y ha fichado a una vicepresidenciable con cero práctica en la política nacional y sólo dos años en la estatal. Tiene además un escándalo de nepotismo a medio resolver: un alto cargo dice que fue despedido tras negarse a despedir al ex-marido de la hermana de la gobernadora. Francamente, esta un poco verde para la presión de una presidencial pero puede ser que se crezca. En cualquier caso McCain nos ha sorprendido a todos eligiendo a alguien que apenas había sido mencionado. Lo que yo os diga, el viejo sabe.

El discurso a debate

Las luces han bajado, la gente ya está saliendo y por primera vez desde hace horas, no se escucha nada por los altavoces. Sólo el rumor de las sillas y los pasos llena el Invesco Center a estas horas. El confetti sigue tirado sobre el escenario y la excitación colectiva sólo se mantiene en las cabinas de prensa. El discurso, el gran momento, el clímax de esta convención, ha concluido.

¿Qué tal le ha ido? Es complicado de decir. Ha tocado desde luego todos lo palos que había que tocar: familia, sueño americano, Irak, economía, Bush. McCain... Ha habido momentos memorables, ha habido grandes frases tanto profundas como chistosas y creo que en general, ha cumplido. El público, más que predispuesto a disfrutar lo ha hecho. Hasta aquí los lugares comunes y a partir de aquí, mi opinión.
Barack Obama es un orador magnífico. Como decía un comentarista del blog hace un momento "con eso no descubro nada". Tengo una opinión casi contradictoria del discurso de hoy. Por un lado, el estilo del texto ha dejado que desear. Le ha faltado ritmo y transiciones más rápidas, una conexión más fuerte entre frase estelar y frase estelar. Sin embargo, por otro lado, el contenido ha sido excelente. El discurso ha tenido su parte emotiva y su parafernalia, como no podía ser menos, pero Obama no ha temido meterse en terreno pantanoso: hablar de política dura, proponer soluciones concretas, exponer sin alaracas lo que pretende hacer desde el gobierno y cuál es su concepto del gobierno. Lo ha hecho sinceramente pero sin resultar aburrido, y ambas cosas le honran.

En mi opinión, no ha habido decepción y por tanto Obama puede irse satisfecho. Le pondría tal vez un notable. En pocas horas veremos que dicen las cabezas pensantes de los medios y por supuesto, espero vuestra opinión. Podéis leer el texto completo en inglés aquí y verlo por partes aquí (1, 2, 3 y 4). Quien quiera un resumen puede por supuesto recurrir mi liveblogging.

El gran discurso: liveblogging

20.56 Se acabó. El análisis y las primeras opiniones, dentro de un ratillo.

20.54
Recuerda "I have a dream" Pudieron haber oído palabras de odio, pero no. Y como entonces no podemos volver atrás, ni caminar solos.

20.50
Esta elección nunca ha sido sobre mí, sino sobre vosotros. Durante 18 meses habéis rechazado la vieja política. "Los profesores de historia nos dicen que en momentos claves como estos el cambio no viene de Washington sino que va a Washington"

20.48
Diferencias: aborto, armas ("no me digas que no se puede acatar la segunda enmienda y quitar los AK-47 de la calle"), matrimonio homosexual, inmigración.

20.46
No diré que McCain hace las cosas por motivos políticos porque una de las cosas que hay que terminar es con la idea de que no se puede estar en desacuerdo sin atacar el carácter del otro "el patriotismo no tiene dueño. Amo este país, como tú y como John McCain (...) No ha y américa roja y América azul, hay unos Estados uNidos de América. "

20.44
Terminará la guerra de Irak y restablecerá las alianzas. Bush McCain sólo tiene fortaleza en el discurso y luego no hacen nada

20.42
"A John McCain le gusta decir que perseguirá a Osama Bin Laden hasta las puertas del infierno pero ni siquiera ha querido seguirle a la cueva en la que vive"

20.41
"SI John McCain quiere un debate sobre quien tiene el carácter y el temperamento para ser comandante en jefe ese es el debate al que estoy dispuesto"

20.40
El papel personal: el gobierno debe llevar la iniciativa pero no puede hacerlo todo. Responsabilidad individual en energía educación "el gobierno no puede apagar la tele y llevar a los niños a hacer la tarea"

20.39
Igualdad salarial "quiero que mis hijas tengan las mismas oportunidades que sus hijos

20.37
Atención sanitaria. Mejoras "la misma cobertura que la gente del congreso" y parar la discriminación de las aseguradores a los más enfermos

20.34
"No es el momento de planes pequeños" hay que darle a todos los niños la oportunidad de estudiar porque si Michelle y yo estamos aquí es porque la tuvimos. (...) Vamos a asegurarnos de que te puedas permitir una educación universitaria

20.33
Acabar con la depencia del petroleo de los paises de Oriente Medio... y fomento de las energías alternativas que traeran trabajo a Estados Unidos

20.32
Impuestos. Recortes para los trabajadores e interrumpir recortes para las empresas que se llevan el trabajo de este país a otros y se los daré a aquellas que los crean aquí. "Reduciré los impuestos al 95% de las familias trabajadoras"

20.31
El papel del gobierno: "debería trabajar para nosotros y no contra nosotros"

20.29
Habla de su familia, sus abuelos trabajadoresm, su madre, los sacrificios de todos..."No sé que tipo de vidas piensa John McCain que viven las celebridades pero esta es la mía"

20.26
"Es su momento para asumir sus errores, es "momento para cambiar América y por eso quiero ser presidente de los Estados Unidos

20.25
"No creo que al senador McCain no le importe lo que pase en Ámerica, creo que no lo sabe. Sólo así se explica que crea que la clase media son personas que ganar menos de 5 millones de dólares al año"

20.24 "El asesor económico de McCain dijo que esta era una nación de llorones" No los soldados ni los trabajadores....

20.20
Caña: "¡Es suficiente!" Habla sobre la oportunidad histórica de cambiar el rumbo del país. McCain ha votado el 90% de veces con McCain.

20.18
Y de ahí a la situación del país: Irak y crisis económica. ¿La responsabilidad? Washington (que curioso) y George W. Bush. "Somos algo mejorde que los últimos años"

20:17
Empezamos a hablar de la familia "la breve unión de una mujer de Kansas y un hombre de Kenya"...

20:15
Empieza por alabar a Hillary y Bill Clinton, Ted Kennedy y Joe Biden (uno de los mejores estadostas del mundo, según él) y porrrrr supuesto su mujer Michelle, y sus hijas ("os quiero tanto y estoy tan argulloso de vosotras")

20.14 Obama acaba de aceptar la nominación en la primera frase que le han dejado pronunciar, así que de nuevo ovación...

20.10 Obama sale a escena... Ovación inmensa, pataleo, flashes, el estadio abarrotado puesto en pie. Intenta empeza, aunque sin éxito. "Yes We Can" desde las gradas...

20.00 Para comenzar, emotivo video sobre Obama... para emocionar un poquito a la gente, más que nada

15 minutos para Obama: Todo listo y abarrotado

Una hora para Obama: Al Gore

El hombre que durante tiempo fue "el próximo presidente de los Estados Unidos" es un estrella del rock.

"Yo creo en el reciclaje, pero este reciclaje que McCain hace de Bush es ridículo"

Su discurso no ha dejado nada que desear y ha levantado a un público que ya no ve la hora de encontrarse con Obama. Ahora "America, the beautiful" suena en el Invesco en la voz de Michael McDonald.

jueves, 28 de agosto de 2008

3 horas para Obama - Bloggers a la calle

El estadiose va llenando y el ambiente se calienta, sobre todo en la sala blogger donde los ánimos andan un poco duros porque la gente de prensa nos quiere hacer rotar cada treinta minutos. Eso, a los que hemos madrugado, nos tiene un poco fastifiados. Van a hacer una lotería para saber quién estará aquí durante el discurso de Obama . En fin...

John Mcain es un tipo francamente inteligente

Es la segunda vez que John McCain se me cuela hoy en la coronación demócrata pero, de verdad, se ha anotado un punto. Aquí os dejo su último spot televisivo, os garantizo que dará que hablar. Es una gran idea. (Traducción al final)

"Senador Obama, hoy es verdaderamente un buen día para américa. Sabes, demasiado amenudo los logros de nuestros oponentes pasan inavertidos, así que quiero parar y decir "Felicidades". Qué perfecta llega tu nominación en este día histórico. Mañana volveremos a la lucha de nuevo pero esta noche, senador, buen trabajo. Soy John McCain y apruebo este mensaje"

y mientras tanto, en Camp McCain

Rumores contrapuestos... se dice que podría anunciar a su vicepresidente mañana mismo, tal vez este fin de semana... Y también se comenta que Mitt Romney podría tener ya protección del servicio secreto y que Tim Pawlenty ha cancelado todos los eventos de su agenda. La bola de cristal está en marcha.

En la cabina de prensa

Todo listo en el Invesco

Últimos retoques al escenario, artistas ensayando y desde hace un minuto, el público ya puede entrar. Bienvenidos al Invesco Field at Mile High.Lo de las columnas griegas del escenario era un pufo, se parece más bien a una réplica de la Casa Blanca, creo yo.Faltan siete horas para el discurso de Obama

Obama se la juega esta noche

Ha llegado su momento. Nada de lo que ha pasado hasta ahora en Denver importa. Sí, su mujer estuvo bien, y Hillary y Bill, y Biden... pero nada de eso tiene la más mínima importancia. El éxito o el fracaso de esta convención y del inicio de la campaña presidencial de Barack Obama dependen enteramente de su actuación esta noche. Del discurso central de esta convención el de aceptación de la nominación. El día ha amanecido despejado, la expectación está en su punto máximo y toda la atención se centra en el Invesco Center, el estadio de los Denver Broncos de la NFL.

La fecha ha sido cuidadosamente elegida: hoy hace cuarenta y cinco años que Martin Luther King pronunció su "I have a dream" en las escaleras del monumento a Lincoln en Washington D.C. Hace cuarenta y ocho, el presidente John F. Kennedy también aceptaba la nominación en un estadio al aire libre. Todo ha sido elegido con lupa para que este discurso pase a la historia, pero de nada vale tanta preparación si el discurso mismo no está a la altura. Obama ha llegado tan lejos y tan rápido por su oratoria y hoy no puede decepcionar si no quiere echar abajo su candidatura antes de empezar.

¿Dónde está el listón? Muy alto, ciertamente. Ovaciones en pie que duren minutos, gente llorando, periodistas emocionados... por debajo de eso, un fracaso, al menos en mi opinión. Hoy, en la cita clave para una campaña que no acaba de despegar, con un "correcto" no es suficiente.

Y la ¿sorpresa? final


Sabíamos que Barack Obama ya estaba en Denver y parecía poco probable que no se diera una vuelta por aquí. Los hambrientos demócratas han tenido la oportunidad de verlo por primera vez y de escucharle hablar bien de su mujer, de Hillary y Bill Clinton, y por supuesto de su vicepresidenciable Joe Biden. Esperemos que mañana esté a la altura.

Joe Biden, gran fichaje


Joe Biden ha estado muy bien, hay que decirlo. Ha empezado enganchando con su hijo con su extraordinaria historia familiar, nos ha presentado a su encantadora madre para recordar sus raíces en la clase media, a la que ha puesto en primer término durante todo el discurso. Ha intercalado historia del día a día, de la mala situación económica, con críticas a la inactividad de la administración Bush y, por extensión, de John McCain.

Ha estado gracioso y duro contra McCain (su amigo, como ha dicho) y efectivo con Obama. Nos ha recordado las raíces del senador y ha hecho un recorrido por su currículum político con todos los elogios que cabían, incluido las escasas aunque escogidas leyes que ha patrocinado en el Senado. Ha dicho que su ahora "jefe" es la solución para los problemas en energía, sanidad, igualdad... y ha hecho especial énfasis en aquello que mejor conoce, la política exterior. En un discurso perlado de críticas a McCain ha tratado de anular la concepción que Obama no está listo todavía.

"América necesita más que a un buen soldado, a un líder sabio"
En fin, Joe Biden ha dejado su tarjeta de presentación y creo que ha trazado las líneas de lo que va a ser su papel en la campaña. Darle cera a John McCain y defender las supuestas "debilidades" de Obama. No ha empezado mal.

Antes que Biden, su hijo

Amigos míos, resulta que Joe Biden perdió a su primera mujer y a una de sus hijas en un accidente de tráfico, sus dos otros hijos quedaron gravemente heridos. Él acababa de ser elegido para el Senado y juró el cargo junto a la cama donde se recuperaban sus hijos tras superar iniciales recelos. Esta es la historia que nos ha contado su hijo hoy para presentarle: eso y que volvía a casa a Delaware cada noche desde Washington D.C. Todas estas cosas nunca las habría dicho, es sorprendente las historias que algunas personas llevan detrás.

Grandes frases, pequeños oradores

Qué triste es lo rápido que pasa la fama. Pobre John Kerry, que hace sólo cuatro años era el protagonista de la convención y hoy las televisiones han cortado durante su discurso. Y eso que, señor, ha estado bien. El hombre que consideró seriamente elegir a John McCain para ser su candidato a vicepresidente en un ticket bipartito, ha sido francamente duro con él. Ha resaltado las diferencias entre el McCain senador y el McCain candidato y para terminar, ha tenido una frase genial.

"Dejadme que os diga algo, antes de debatir con Barack Obama, John McCain debería terminar el debate consigo mismo"
Otro de los relativamente desconocidos en tomar la palabra en prime time ha sido el contralmirante John Hutson. Un republicano de toda la vida que se ha cambiado de bando para esta elección. Ha estado crítico con sus ex-compañeros del GOP (Grand Old Party - Grande y Viejo Partido) y nos ha dejado un perla que puede ser un gran chiste de campaña.
"El Gran y viejo partido ya no es grande, sólo es viejo"
No está mal, no está mal.

"Estoy aquí, en primer lugar, para apoyar a Barack Obama"


Ohhh Bill. Una ovación es una cosa, pero lo que ha sucedido cuando el ex-presidente Bill Clinton ha subido al estrado no tiene nombre todavía. Si hay renconres, como yo creía, hoy nadie los ha dejado ver y el discurso ha sido una fiesta de principio a fin. Cuando por fin la multitud ha consentido que comenzara, su primera frase que da título a este post, no ha dejado dudas. Pero lo mejor estaba por llegar.

"Todo lo que he aprendido en ocho años como presidente y en el trabajo que he hecho después, en América y a lo largo del mundo, me ha convencido de que Barack Obama es el hombre para este trabajo"
Todos esos rumores sobre el descontento de Bill sobre el tema de su discurso me parecen ahora poco acertados porque francamente, ha hecho el discurso que le ha dado la gana. Ha defendido a su mujer Hillary, ha defendido su legado y ha dado mucha caña a los republicanos. Menos a McCain en particular que al partido en general, pero en fin. El mejor favor que le ha hecho a Obama ha sido recordar que los republicanos también dijeron de él que era joven e inexperto. El final, la última frase no ha decepcionado. "Barack Obama nos liderará de vuelta a la unidad y a la esperanza (...) Uníos a Hillary, a Chelsea y a mí en convertirle en el próximo presidente".

Esperando a Bill Clinton


Hace cuatro años, el estadio casi se vino abajo cuando Bill Clinton subió al escenario de la Convención Nacional Demócrata de Boston que suponía la coronación de John Kerry. Todos adoraban a Bill, el único presidente demócrata reelegido en el cargo desde 1964. No es para menos, a los demócratas la Casa Blanca no se les ha dado muy bien en los últimos cuarenta años y el apellido Clinton era un sinónimo de éxito.

Esos tiempos han cambiado y aunque hoy entrará en el Pepsi Center entre el cariño de sus compañeros de partido, su figura ha perdido muchos enteros durante las primarias. Es extraño ver como el nombre de su mujer ha crecido tanto mientras que el suyo ha perdido ciertos prestigio al convertirse en el perro de presa de su campaña contra Barack Obama en varias ocasiones. Seguro que en el fondo de su corazón, lamenta no haber podido conservar su aura de ex-presidente, por encima del bien y del mal y de las luchas intestinas. No hay por eso que esperar menos de él, Bill Clinton sigue siendo Bill Clinton y si hoy se lo propone, puede hacer arder el escenario. No sería la primera vez.

Rostros de la Convención: Gil, el delegado


Al pasar junto a la sección de "Democrats Abroad" (demócratas que viven en otros paises) no me he podido resistir a preguntar por alguno que venga de España. Me dirigen hacia Gil, un periodista californiano que lleva treinta años en Madrid. Barack Obama ganó la primaria española con un 70% de los votos así que obviamente está muy contento con el resultado de las primarias. Me comenta que cuando uno está fuera de su país vive la política incluso con más intensidad, con gran esfuerzo para no perder el hilo de la información. En su opinión un nuevo mandato republicano sería simplemente "ciencia ficción". Dice que el mayor problema del país es la economía y que el propio John McCain se ha reconocido como un ignorante.

miércoles, 27 de agosto de 2008

Roll Call: Clinton en escena

Hillary Clinton ha entrado en el Pepsi Center para anunciar los votos del estado de Neva York. En un momento memorable, ha sido ella misma la que ha solicitado oficialmente que se suspenda la votación y que Barack Obama reciba la nominación demócrata a la presidencia de los Estados Unidos. Nombrado por aclamación, tras dieciocho meses de batalla, Obama es ya oficialmente el nominado y mañana tendrá su gran noche.

Roll Call: Obama es el nominado

Barack Obama y Hillary Clinton "compiten" oficialmente por última vez en la arena del Pepsi Center. Ha habido discursos de nominación para ambos pero sin estridencias, todo muy unitario. Los estados están votando uno por uno, siempre dejando algunos votos a Hillary y dando la mayoría a Obama. La excepción ha sido precisamente Arkansas, hogar de los Clinton, que ha dicho defender el mensaje de unidad de Hillary y ha dado todos sus votos a Barack Obama. Vivir para ver... Tenemos votación para rato, pero si no hay sorpresas habrá coronación tal cual estaba planeada.

La prueba de fuego para Joe Biden


Nadie o casi nadie ha discutido que Joe Biden reúne las condiciones para ser un buen vicepresidente. La experiencia, los conocimientos y el coraje. Todo eso está bien, pero el verdadero trabajo comienza ahora, o para ser más exactos, esta noche. En el discurso central de esta jornada tiene que demostrar qué puede hacer para acercar a su partido a la Casa Blanca. No aporta nada geográficamente, dado que es de un estado pequeño y siempre demócrata como Delaware, así que debe pensar en otra cosa.

Tradicionalmente, los candidatos a vicepresidente tienen un papel divertido en campaña. Son los "cañeros", los que pueden permitirse ir a la caza del adversario sin temor porque la gran responsabilidad y seriedad de la presidencia recae sobre sus compañeros de ticket. Eso es lo que se espera de Biden esta noche: un poco más de dureza en una convención que, por el momento y en mi opinión, está dejando escapar vivo a John McCain.

Manifestantes enjaulados

Si el otro día hablábamos de la gran cantidad de policía, podemos referirnos hoy a un número casi igual de manifestantes. Denver está lleno de políticos y de periodistas, dos grupos que son el objetivo primario de todo grupo organizado que desea protestar por algo. No se puede dar un paso sin toparse con una pancarta: defensores de los animales, opositores al aborto, cristianos renacidos, trabajadores en huelga... Algunos republicanos vienen a incordiar y muchos demócratas sacan a la calle su antipatía por John McCain. Los más temidos son si embargo los antisistema, esos chavalillos anarquistas que con la cara tapada y banderas naranjas se reunen inquietantes en algunas esquinas. Máscaras de gas, botas militares y, como me hace ver esta mañana un taxista, ropa de marca y tarjeta de crédito.

Se manifieste quién se manifieste, siempre está bien rodeado de un número elevado de policías antidisturbios que no quita ojo.El peligro se minimiza. No les dejan salir de los parques y otras zonas cerradas, muy lejos de las personas a las que pretenden llegar. Ésa es su principal queja, la restricción de movimientos que consideran un atentado contra su libertad de expresión. Las ciudades han aprendido mucho sobre control de protestas desde la dramática convención demócrata de Chicago en 1968, cuyos espectaculares disturbios en plena guerra de Vietnam fueron vistos en directo por todo el país, especialmente la violenta represión policial ordenada por el alcalde Richard Daley (cuyo hijo, por cierto, es también hoy alcalde de Chicago).

Nada de esto está presente en Denver, pero hay que reconocer que las protestas dan colorido a la convención y que estas citas son una plataforma envidiable para todo el que tenga algo que decir. Espero que no cambie en el futuro.

Rostros de la Convención: José, el taxista


He econtrado a José después de media hora larga caminando por Denver. Los taxis no abundan cuando miles de personas salimos del Pepsi Center. Hacemos el camino hablando de política, el tema estrella de estos días. José, que nació en Mexico y lleva veinte años en Denver, se considera un buen termómetro de la opinión pública por la cantidad de gente que desfila por su taxi cada día. Dice que "los blancos" quieren un cambio, pero que tal vez un negro sea demasiado cambio para ello. Él desde luego tiene claro que su hombre es Obama. Cuando le pregunto para cuándo toca un presidente hispano, se sonríe. "Para 2050 o 2060, cuando mi hijo le llegue la edad."

Hillary, obamista, reina de la noche

Ovación de gala, traje naranja ante el público puesto en pie. Se deja querer, pasea junto al escenario sin acercarse al pódium, disfrutando de este momento de gloria, del cariño de los suyos y de los que no lo son tanto. Es la estrella del día... eso no se lo discuten ni lo obamistas que han repartido carteles con su nombre. No la dejan empezar a hablar, nadie se sienta hasta el tercer intento. Primeras palabras tras el agradecimiento "Estoy aquí como un madre orgullosa, una demócrata orgullosa, una orgullosa senadora de Nueva York, una orgullosa americana y una orgullosa seguidora de Barack Obama. (...) Somos un partido unido con una sola meta (...) Es una lucha por el futuro y tenemos que luchar juntos".

La primera en la frente, para no dejar dudas. El discurso de una buena soldado sin duda... "Barack Obama es mi candidato y debe ser mi presidente". Algunos recuerdos y agradecimientos de campaña... No sólo está siendo un discurso leal, sino lleno de contenido. Un relato sentido del credo demócrata de apoyo a los trabajadores y a los desfavorecidos. Toda una argumentación que siempre acaba en la necesidad de elegir a un demócrata para la presidencia, sin problema ninguno en mencionar a Obama una docena de veces. Y a su mujer, por cierto, alabanzas a Michelle Obama y también a Joe Biden.

Ya ahora, a por el enemigo. "John McCain es mi colega y mi amigo y ha servido fielmente a a los Estados Unidos, pero no podemos tener cuatro años más de los últimos ocho años". Y de ahí en adelante, una detrás de otra... palos y más palos. El mejor, un chiste sobre la cercanos que están George W. Bush y McCain que ha puesto en pie a los pocos asistentes que no lo estaban ya.

Lo digo y lo defiendo, si este discurso no acaba con la eterna historia mediática de la desunión entre los demócratas y los recelos de Hillary Clinton, no sé que puede hacerlo. La senadora de Nueva York no sólo se ha consagrado ante todos los demócratas de diferentes tendencias, sino que se ha convertido por derecho en la favorita para la nominación demócrata en 2012 si Obama pierde las elecciones. Gran discurso, gran puesta en escena. Y con un final a la altura: "Esta es nuestra misión, demócratas, elegir a Barack Obama y a Joe Biden para el futuro que este país se merece".

Escenas de la Convención: esperando a Hillary

Acabo de volver de un paseo por la arena y, ciertamente, es lo más parecido al caos absoluto que he visto en mi vida. Cientos de personas agolpadas en todos los pasillos y policías empujándonos de un lado a otro. Tiene su encanto, la verdad. Lo podéis ver:



El otro "morbo"

Aquí todo el mundo espera con ansia el discurso de Hillary Clinton, resolver esa última duda de si habrá revuelta o no contra Obama. Aún así, esta noche hay otro asunto morboso que tiene mucho que ver con qué pasara si Obama pierde estas elecciones. En las primarias del 2012 tendríamos seguramente a Hillary y también a otro icono demócrata que pronuncia un discurso esta noche: hablamos de Mark Warner, el más que popular ex-gobernador de Virginia que va camino de convertirse en senador. Ése es el otro duelo de la noche.

Dennis Kucinich: sigue siendo el rey

Cero apoyos en las primarias demócratas, una boca demasiado grande... sí, todo es cierto, pero es uno de los grandes. Dennis Kucinich ha puesto en pie a un frío auditorio defendiendo las causas liberales, con énfasis especial en la guerra de Irak. Le han apartado del prime time porque saben que no es un orador convencional, pero han sido listos al no sacarle de la convención. Kucinich es un liberal en estado puro, como la mayoría de los que hoy están aquí.

Posdata: Con el ritmo de posteo que llevamos, la página principal se había quedado pequeño así que la hemos ampliado para que quepan más post, los veinte últimos para ser exactos. Así no van desfilando tan rápido ahora que publicamos cinco o seis veces al día.

martes, 26 de agosto de 2008

A tope con la COPE: el documento

Aquí está el corte de la entrevista en "A cielo abierto" de la COPE. Es un poco largo, unos diez minutos, así que dejadlo cargar si queréis oírlo.

La noche de Hillary (y el miedo de Obama)


Serán en torno a las ocho y media de la tarde, hora de Denver, cuando Hillary Clinton suba al pódium del Pepsi Center. Empezarán entonces los temblores en casa de Barack Obama y el éxtasis entre los miles de clintonistas que están hoy aquí y que en su mayoría siguen pensando que debería ser ella la reina de la fiesta. Su discurso estará bien planchadito por la campaña de Obama para que no contenga ninguna "incomodidad", pero siempre quedan las improvisaciones y, por supuesto, la reacción de sus entusiastas seguidores que podrían empezar a gritar "presidenta, presidenta". Yo creo que Hillary se va a portar bien y va a ser más Obamista que Obama en su discurso pero... siempre queda la duda hasta que lo escuchemos.

Rostros de la Convención: Glennia, la mamá blogger


Glennia se ha sentado a mi lado en la sala de bloggers del Pepsi Center. A primera vista, podría no parecer "uno de los nuestros" pero las apriencias engañan. Glennia es la fundadora y la jefa de Momocrats.com , un blog de lo más recomendable en el que 22 madres de todo el país dan su punto de vista sobre la política estadounidense. Charlando un poco, me cuenta que está sorprendida de hasta qué punto su blog es conocido entre algunos representantes políticos. No me extraña nada pues las "Soccer Moms" (las madres que llevan a sus hijos a los partidos de fútbol) son uno de los grupos de población más golosos para los estrategas políticos. Se trata normalmente de mujeres que no sólo arrastran el voto de sus maridos, sino que gozan de influencia en la comunidad a través de las redes sociales entre madres. Ayer Glennia bajo a la arena a escuchar en directo el discurso de Michelle Obama que, por lo que leo en el blog, le gustó. Probablemente sea porque Michelle es toda una Momocrat.

La señora de Obama, a la palestra

Precedida eso sí por su hermano mayor Craig, que está contando historias de cuando ambos eran pequeños y me parece un orador excelente, muy espontáneo. Ha triunfado con las metáforas baloncestistas sobre su presidenciable cuñado "es valiente, tira si ve hueco. Es un gran jugador de equipo, hace mejor a la gente que le rodea". Un buena introducción, sí señor, ahora veamos que tal lo hace la estrella de la noche. Michelle Obama ha hecho su entrada, un poco seria, pero el público la ha acogido bien.

Se la ve nerviosa, pero poco a poco se anima. Se nota que en la campaña le han quitado carga política, porque es del todo familiar: su madre, su hermano, su marido por supuesto, sus hijas... no se sale del guión de primera dama. Al principio habla menos de Obama en particular que de su familia en general, pero pronto empieza a contarnos su historia como "community organizer" en Chicago.

Se está entonando, sin duda. Todo un alegato de la clase media en el que se las ha apañado para colar una alabanza a Hillary Clinton. Como está mandado, también ha dejado bien claro que ama a su país, por si alguien duda tras sus polémicas declaraciones sobre el orgullo americano.
Gran final, como no podía ser menos, destacando a América como el país de la oportunidad donde "yo, una chica del South Side de Chicago, puede ir a la Universidad y a la facultad de Derecho. Y el hijo de una madre soltera de Hawaii puede llegar a la Casa Blanca".

Lo mejor sin embargo, estaba por llegar. Aparición en el escenario de las hijas del matrimonio y en las pantallas, del propio Barack Obama, interrumpido a cada minuto por su hija pequeña. Está resultando un poco raro pero la chica tiene futuro. Cuando su padre le ha preguntado qué tal lo ha hecho su madre en el discurso, ha dicho que bien. Chica lista, de casta le viene al galgo (lo digo por su madre).

Homenaje a Ted Kennedy

Empieza el homenaje al senador Ted Kennedy y esto se va a venir abajo cuando aparezca. De momento a su sobrina le están lloviendo más aplausos que a ningún otro orador hasta ahora. Incluso se ha hecho el silencio en esta sala Blogger donde llevan dando voces desde que he entrado, pero es que hablar de Ted Kennedy en una Convención Demócrata es como nombrar a San Pedro en el Vaticano. Le han hecho un video, de estos con música de violines de fondo, de lo más emotivo, tras lo cual (sorpresa, sorpresa) ha salido al escenario. Le cuesta andar pero observándole nadie diría que está luchando contra un cáncer tan complicado, lo que más llama la atención es que mantiene una voz que mueve montañas. La gente no le deja hablar, él rie y vuelta a empezar. Cuando consigue arrancar dice que no se lo habría perdido por nada del mundo y se compromete a asistir a la toma de posesión de Obama el próximo enero. Eso les ha encantado.

La verdad es que ha estado muy inspirado y nada ñoño. El tío tiene ese tipo de autoridad que sólo dan los años. Ha terminado y, como dije, el estadio se cae...

Empieza lo bueno

La hermanastra de Obama acaba de bajar del escenario, ha estado francamente bien, emotivo pero no cursi. Ahora tenemos al hijo de Jessee Jackson Jr, hoy congresista y totalmente entregado a Obama, en contraste con su histórico padre. Los platos fuertes de la noche aún no han llegado pero esto por fin a comenzado a llenarse y, más importante, a animarse porque hasta hace poco parecía un funeral. Hace un rato he podido bajar al escenario, justo encima del podium donde hablaba la presidenta de la Cámara de Representantes Nancy Pelosi. Es espectacular. No tenía mi camara pero gracias a Richard de http://www.michiganliberal.com/ tengo un recuerdo. Me da pena que no se vea hasta que punto era impresionante.

A tope con la COPE

A eso de las 4.20 hora española, tengo una cita en el programa "A cielo abierto" de la Cadena COPE. Aparentemente, no se explican mucho como he acabado aquí así que les gustaría preguntármelo. Si hay algún noctámbulo amante de la política estadounidense, allí estaré.

lunes, 25 de agosto de 2008

Español en el Pepsi Center

EL congresista José Serrano (Texas) ha puesto el español en la Convención por primera vez. Es un buen gesto a la comunidad hispana pero difícilmente (!) puede superar el impacto del endorsement de Daddy Yankee, que McCain ha recibido ¡en persona!

Hay vídeo y todo

Por qué McCain va a ganar esta elección

Ni por los votantes de Hillary, ni por el racismo, ni por el dinero de las grandes empresas. La va a ganar porque ha conseguido el endorsement de Daddy Yankee. El nombre tal vez no les dice nada pero... A mí me gusta la gasolina, dame más gasolina

Los Clinton,: vuelta a la batalla

Parece que no va a haber tanta paz como parecía. Bill Clinton entusiastas que vemos por aquí tienen muchas ganas de montarla. Nadie debería descartar una revuelta en la arena del no está contento porque pasado mañana le toca dar el discurso sobre política exterior y él quería sacar pecho de sus éxitos como presidente y hablar de economía. Si a eso le sumas que Hillary Clinton no es la candidata para vicepresidenta ni tampoco ninguno de sus allegados, te das cuenta de que los problemas pueden empezar muy pronto. El fantasma de la división está más presente que nunca y algunos clintonistasPepsi Center, Aún así parece que Hillary "liberará" oficialmente a sus delegados para que voten por Obama. Veremos.

Rostros de la Convención: John el Vendedor


Me encuentro a John, vestido de Tío Sam y con su carrito, a la puerta del Colorado ConventionCenter. Vocea su mercancia con un megáfono. ¿Sabéis que vende? Nada menos que bolígrafos que al apretarlos reproducen una grabación real con la risa de Hillary Clinton. Adorable negocio para esta convención tan centrada en unir al partido tras Obama. Dice que su boli es el mejor objeto de merchandising que se puede encontrar, pero pese a esto y a su disfraz no está teniendo mucha suerte entre los muchos seguidores de Hillary que han venido a Denver. Les gustan más las tradicionales chapas. Él no se lo toma como algo personal, porque como me confiesa, él no es fan de Hillary sino que lo hace tan sólo por negocios. Yo, en la media de lo posible, le echo una mano. Esta es su web, por si alguno quiere encargar el bolígrafo con la risa auténtica de Hillary Clinton. Para gustos, hay colores.

Mucha, mucha policía


El centro de Denver está absolutamente tomado por la policía, no puedes dar un paso sin encontrarte con alguno de los cinco mil policías que, se calcula, patrullan las calles estos días armados hasta los dientes. Están presentes una decena de cuerpos policiales diferentes, a los que se ha unido el ejército,de modo que es imposible que alguien en la tentación de delinquir no tenga un uniforme cerca. Esta autentica obsesión con la seguridad tiene su culmen en el Pepsi Center. Si toda la ciudad parece un fortín, el estadio es directamente el Cuartel General. El Servicio Secreto, encargado de la seguridad de las grandes personalidades oficiales, controla absolutamente todo. Llevan preparando el dispositivo quince meses. Para entrar, aparte del cacheo y el arco de metales, es necesario llevar en las manos el portátil abierto, por si ocultas en la tecla control una bomba de última generación.

Uno podría pensar que cuando estás dentro la cosa se relaja pero en absoluto. Las inevitables credenciales de colores señalan hasta que punto te está permitido entrar y, por supuesto, si un agente te ve con cara de despistado en una zona poco concurrida, se acerca a ti y comprueba que estás autorizado. A mí me pasó ayer.

Y todo esto a pesar de que Obama no está todavía en la ciudad, cuando llegue no me lo quiero ni imaginar.

Y para mañana....


Mañana el plato fuerte del día es Michelle Obama, que cantará las alabanzas de su marido en prime time junto a otros familiares del candidato. Tendremos también un traidor (el ex-congresista republicano Jim Leach) y un homenaje al histórico Senador Edward Kennedy, enfermo de cáncer, que promete ser lacrimógeno a tope e incluso podría contar con una visita sorpresa del homenajeado.

Todo eso, por supuesto, de noche. En la agenda del día tengo un par de ruedas de prensa y una reunión del caucus demócrata Hispano. Espero conocer a Ted Sorensen, el escritor de discursos de JFK, y a otras personas interesantes. De todo esto y varias cosas más, señores, escribiré mañana porque aquí en las Rocosas son ya las once de la noche y hay que madrugar.

Rostros de la Convención: Patrick el Católico


He encontrado a Patrick con un montón de panfletos y una camiseta de "Católicos Demócratas". Esperaba para repartirlos al final del acto central de hoy, el encuentro entre demócratas de diferentes religiones. Barack Obama va en serio a por el voto religioso y según Patrick, puede conseguirlo. Se trata, dice, de liberar un asunto secuestrado por el Partido Republicano, el absoluto dueño del voto religioso durante los últimos años. Incluido el católico, un setcor que había sido historicamente fiel a los dems y que George W. Bush arrebató a John Kerry hace cuatro años.

Dice Patrick que Obama debe cuidar de los católicos porque son un grupo clave, esos votantes independientes a los que todo el mundo quiere conquistar. "Fichando" al católico Joe Biden para vicepresidente, ha dado un paso en ese sentido. Patrick tuerce el gesto, eso sí, cuando le pregunto por el aborto. ¿Se sentirán incómodos los católicos votando a un ticket pro-choice, a favor del aborto legal? Dice que Obama no cree que sea un tema a decidir por el gobierno, echa balones fuera... Va a necesitar una respuesta mejor.

domingo, 24 de agosto de 2008

Periodistas, ricos y pobres



(Editado con fotos)

La ciudad está abarrotada de periodistas, lo que no deja de ser bueno porque le da a uno la sensación de estar "entre los míos". Ayer me crucé en la terminal con un equipo de La Sexta y ya he visto italianos, japoneses, alemanes, australianos... parece que la Obamanía mediática de la que tanto se queja John McCain es un fenómeno a escala mundial. Las televisiones estadounidenses sñi que han tirado la casa por la ventana en el despliegue. Algunos de los principales programas de actualidad se emitirán desde aquí y todas las grandes han montado estudios dentro del Pepsi Center y han traído a sus estrellas. Nada más llegar me encontrado con la anchor Katie Couric, de CBS (o su réplica exacta) que hacía una entrevista rodeada de un séquito que los pobres amiguetes de Localia no nos podemos ni imaginar. Por poner otro ejemplo, os diré que CNN tiene varios estudios dentro y fuera del edificio, decenas de unidades móviles, ha alquilado un edificio propio dentro del recinto e incluso ha montado su propio restaurante... Para que luego digan que la tele no da dinero.

Los mejores chiringuitos los tienen las grandes teles por supuesto, luego está la prensa "importante" que tiene asientos que dan al escenario y por último los bloggers, que tenemos las líneas de conexión a internet en una especie de pequeño sótano en el que ahora mismo me hallo y, permitidme que os lo diga, hace un frío de mil demonios. Los pasillos están llenos de cables y la mitad de las cosas andán todavía a medio montar. El gran desembarco aún no se ha producido, por lo que me hallo solo en la sala multiusos de prensa. Esta tranquilidad durará poco.

Lost in translation

Media ciudad anda loca, no hay más que verlos (que vernos) corriendo de un lado a otro como pollo sin cabeza con nuestras siete credenciales colgadas del cuello. Yo particularmente no me hago todavía con esta ciudad donde las distancias son eternas. Los actos de la Convención están repartidos en diferentes sitios y aclararse es todo un reto. Al fin, tras dos horas de paseo circular y una decena de colas, he logrado llegar al Pepsi Center, el centro neurálgico de la Convención.

Las fotos no tienen pérdida la verdad, los americanos si que saben montar saraos de estos. Las pantallas del escenario son increíbles así que sólo nos queda esperar que los dicursos estén a la altura. Yo me lo he pasado como un enano recorriendo todos los rincones del lugar porque mañana se acabó la libertad, una vez que empieza la convención hay que pedir permiso por turnos para acceder a la zona de delegados.

Todo está a medio colocar, pero los voluntarios son de lo más optimistas y creen que para mañana estarán las cosas en su sitio. Yo, que ni siquiera sé dónde están los baños, no lo tengo tan claro.

Primera postal desde Denver


No es muy bonita, lo sé, pero es lo que veo desde la ventana de mi habitación. Un hotel lejos de la ciudad, lejos del aeropuerto, lejos de todo... con el encanto especial que guardan los lugares que no tienen absolutamente nada de especial. Denver me ha recibido con el cielo cubierto, como si las Rocosas guardaran luto por todos los políticos con ambiciones vicepresidenciales que se han quedado con la miel en los labios. Joe Biden celebra su elección lejos de aquí, como Barack Obama, que todavía no ha llegado a esta ciudad que está embarcada en un entusiasmo absoluto con respecto a él. Los demócratas de todo el país llenan sus bares, sus hoteles y sus avenidas. El entusiasmo general no pasa desapercibido ni siquiera para mí, que llevo cuarenta largas horas sin dormir. La cama espera, nos vemos en unas horas.

sábado, 23 de agosto de 2008

URGENTE: Es Joe Biden

Desde el aeropuerto de Frankfurt, a punto de coger el avión.


Lideraba las apuestas y se ha hecho con la victoria. El senador Joe Biden, ex-candidato presidencial y gran experto en política exterior acompanará a Barack Obama en el ticket demócrata como candidato a vicepresidente. Más detalles en cuanto ponga un pie en Denver.

viernes, 22 de agosto de 2008

Mientras subo al avión

Con el susto en el cuerpo aún tras el accidente aéreo de Madrid, salgo para dentro de siete horas. Inmensos nervios... El viaje durará media vida pero en cuanto le eche mano a una conexión os contaré mis primeras impresiones sobre la ciudad y las hordas demócratas. Las últimas noticias son que Barack Obama ha reconocido que tiene decidido quién será su candidato a vicepresidencia, pero que no lo hará público todavía. Joe Biden, a pesar de su autodescarte, lidera en este momento las apuestas y ha aparecido un tapado, el congresista de Texas Chet Edwards. John McCain por su parte parece acercarse más a la opción de su ex-rival Mitt Romney, y además ha armado un buen jaleo en una entrevista por reconocer que no recuerda el número de casas que posee. Ahora ya lo sabemos, son siete.

La próxima vez que nos leamos será desde la Mile High City. Denver, allá vamos.

miércoles, 20 de agosto de 2008

El aborto, una vez más

Uno de los temas de todas las campañas ha vuelto estos días a boca de todos. Nadie escapa al debate sobre el aborto, un tema clave de la política de estos tiempos. Entre los republicanos, es casi un pecado capital pronunciarse contra "la santidad de la vida" mientras que para los demócratas es pecado mortal oponerse al "derecho a elegir". Según las encuestas, una mayoría amplia de los estadounidenses esta a favor de que sea legal interrumpir el embarazo durante las primeras nueves semanas en la mayoría de los casos. El problema es que para los que no lo creen así, es un tema de una importancia capital, que puede por sí solo decidir el voto.

Le ha tocado ya a los dos candidatos, aunque la presión de las últimas horas está siendo especialmente fuerte para John McCain . Desde la derecha conservadora le llegan mensajes muy claros acerca de su elección de candidato vicepresidencial. Sonaban y mucho el senador ex-demócrata Joe Lieberman y el ex-gobernador de Pennsylvania Tom Ridge, pero el influyente sector duro del partido no quiere ni plantearse que uno de estos políticos que están a favor del aborto legal sea el compañero de fórmula de McCain. Icónos conservadores como RushLimbaugh ya han advertido bien claro que si McCain va por ahí se quedarán en casa el día de la elección.

Barack Obama también ha estado bajo el fuego por no contestar directamente a la pregunta clave del asunto: ¿dónde comienza la vida? Obama se escurrió de esa bomba en un foro religioso, peor su historial de voto a favor del aborto no admite mucha duda. Volveremos a hablar de esto antes de las elecciones.

De propina: pese a los rumores bien informados, el senador demócrata Joe Biden se ha autodescartado para la vicepresidencia. Ha dicho a los periodistas apostados a la entrada de su casa. "No soy el tipo".

La bola de cristal: Al Gore hablará la última noche, probablemente para presentar a Obama. Y lo contaremos en directo.

martes, 19 de agosto de 2008

Como decíamos ayer

Vuelta de las vacaciones y, no para mi sorpresa, pocos cambios en la actualidad de la campaña. Barack Obama sigue perfilando el anuncio de su candidato a vicepresidente (podría ser incluso hoy), John McCain también afina su lista aunque sin prisas, Hillary Clinton sigue en los titulares y, ¡ah claro!, John Edwards ha admitido su lío extramatrimonial aunque ha negado que exista un hijo secreto. Todo sigue en paz bajo el sol.

Según encaramos las recta final antes del anuncio del vicepresidenciable demócrata, siguen altos en las apuestas en gobernador de Virginia Tim Kaine, el senador de Indiana Evan Bayh y, a más distancia, el senador de Delaware Joe Biden. Ya casi no se menciona a Kathleen Sebelius, la gobernadora de Kansas. El republicano John McCain por su parte tiene aún tiempo para elegir a su media naranja pero parece que lo que ya ha escogido es la fecha del anuncio: el 29 de agosto. ¿Por qué? Porque es justo el día después de la convención demócrata y cortará la cobertura de la fiesta obamista, pero además porque ese día cumple 72 años y es muy posible que quiera que se hable de algo más que de su edad.

De propina: parece que el culebrón Clinton acaba, pero yo nunca me atrevo a darlo por seguro. Su nombre será finalmente sometido a votación, pero ella cederá sus delegados a Obama para que se a una votación unánime. Ya hay uno que ha dicho que seguirá votando por ella, y no es un tipo cualquiera, es el gobernador de Pennsylvania Ed Rendell.

La bola de cristal: ¿Os he dicho ya que el viernes me voy a Denver a la Convención Nacional Demócrata?

martes, 12 de agosto de 2008

De vacaciones... con la vista en Denver

Amigos,

Después de un año de intenso posteo, he conseguido despegarme del teclado con aguarrás y alejarme de lo Obamas y los McCains en dirección a la costa. Es poco probable que vuelva a actualizar hasta el próximo lunes 18 de agosto. Pero lo importante...

Es que ya es definitivo: tengo avión, tengo hotel (lejísimos) y USAmérica Vota'08 cubrirá en directo la Convención Demócrata de Denver y por tanto la nominación de Obama. Rascando de un sitio y de otro, al final lo hemos conseguido y el único blog en español acreditado no faltará a su cita.

Espero que me acompañéis y, lo dicho, nos vemos el próximo lunes.

Carlos

jueves, 7 de agosto de 2008

Hillary llama a la puerta

Cuando parecía que los demócratas se dirigían a una tranquila y bien organizada coronación de Barack Obama, el sector irreductible de partidarios de Hillary Clinton ha decidido volver a la guerra. Con algo menos de la mitad de los delegados, pueden causar muchos problemas y el primero que tienen en mente, por supuesto, es que el nombre de Hillary sea emplazado entre los candidatos y votado por la convención. Una posibilidad que no hace falta decir que no agrada particularmente a la campaña de Obama que necesita que la convención sean cuatro días de paz, sincronización y muchos vídeos promocionales.

La propia Clinton ha hecho saltar la liebre cuando, preguntada al respecto por unos partidarios en un acto, ha dicho que está buscando una estrategia para la voz de sus delegados se escuche en la Convención. No suena muy bien, la verdad. Un grupo de los más fieles prepara incluso una manifestación en Denver el día que la senadora habla ante la convención, que se celebrará simultaneamente en otras ciudades del país.

Obama y Clinton han emitido un comunicado conjunto en el que dicen que están trabajando unidos por la victoria y que se asegurarán de que todas las voces sean escuchadas en Denver. Muy bonito pero, ¿cambia eso algo de lo anterior?

De propina: No he visto una persona que haga campaña más activamente para la vicepresidencia que el gobernador de Virginia Tim Kaine. Sabe lo que quiere.

La bola de cristal: empezaremos a oír pronto una historia sobre el asesor musulmán de Obama que ha dimitido por tener conexiones con un imán radical, posiblemente el peor tipo de historia para un candidato que tiene que desmentir todas las semanas que se educó en una Madrahsa.

miércoles, 6 de agosto de 2008

Fechas para los debates

Tenemos que actualizar el calendario porque ya tenemos fechas y detalles para los debates. La primera cita será el día veintiséis de septiembre en la Universidad de Mississippi con el periodista de la pública Jim Lehrer PBS como moderador. El segundo y más atractivo se celebrará el siete de octubre en la Universidad Belmont de Nashville, Tennesee. Tendrá el formato "Town Hall" es decir, un público elegido entre indecisos llevará sus preguntas a los candidatos, que moderados por el histórico de NBC Tom Brokaw, podrán responder mientras se mueven por el escenario como si se tratara de un profesor en clase. El tercero y definitivo, que conducirá Bob Schieffer de CBS, tendrá lugar en la Universidad Hofstra de Hempstead (Nueva york) el quince de octubre. A partir de ahí la cosa estará casi decidida.

Los nombres de los moderadores no sorprendes, pues todos son veteranos en los debates presidenciales. Se echa en falta, por supuesto, al recientemente fallecido Tim Russert. Otra cosa que llama la atención es la elección de las sedes, un estados sureño, otro fronterizo, ninguna megaurbe... Buenos lugares para lucirse en noventa minutos.

Habrá por supuesto un debate vicepresidencial que conducirá Gwen Ifill el dos de octubre en St. Paul, Minnesota (sede también de la convención republicana de este año) aunque por supuesto, no conocemos aún a los protagonistas.

De propina: Gallup y AP dan a Obama cinco y seis puntos de ventaja respectivamente, pero sin embargo Zogby tiene un empate técnico (McCain un punto por encima) y a Obama deteriorándose en algunos de sus bastiones como los jóvenes.

La bola de cristal: hoy Obama y su posible compañero de ticket Evan Bayh tienen planeada una aparición conjunta, ¿es ya el momento del "sí quiero"?

martes, 5 de agosto de 2008

Hoy puede ser un gran día (para Evan Bayh)


Barack Obama llega hoy a Indiana y dicen que puede hacer algo más que turismo, por ejemplo poner la mano sobre el hombro del senador del estado Evan Bayh y decir: ¡Éste es mi hombre! El candidato demócrata necesita hacer de su selección una gran noticia que aguante en los telediarios y las Olimpiadas de Beijing se le echan encima, así que muchos esperan un anuncio inminente. De ahí toda la expectación que ha levantado esta visita a Indiana, un estado que tendría que pasar una auténtica metamorfosis electoral para votar por un demócrata. Yo creo que si fueran a hacer un anuncio de esta magnitud hoy ya habrían filtrado algo, pero no me atrevo a entrar en pronósticos.

De propina: la última encuesta de Survey USA le da a McCain seis puntos de ventaja en Florida, que parece que se mantendrá republicana por tercera elección consecutiva.

La bola de cristal: no es que yo sea el único en pensarlo, pero McCain no anunciará a su candidato a vicepresidente hasta que Obama haga lo propio.

domingo, 3 de agosto de 2008

Sólo tres debates

Pues sí, la iniciativa de John McCain de hacer debates estilo Lincoln-Douglas no se va a hacer realidad. Barack Obama no quiere enfrentarse sin reglas de por medio al estilo fresco y directo de su rival. Parece que la campaña más diferente de la historia va a acabar siendo bastante más anodina de lo que pensábamos, porque el demócrata ha declarado que tres debates le parecen suficientes y que de lo dicho, nada. Esta noticia tiene varias lecturas:

La primera, positiva para McCain, es que Obama va a quedar como un cobarde que no se atreve a plantarle cara fuera de discursos coreografiados. Eso es un filón. Sin embargo, McCain pierde una buena baza para marcar diferencias y además, y esto es importante, ve complicarse las cosas de cara a los debates. ¿Por qué? Porque tras esta huida de Obama, como si tuviera miedo de debatir, las expectativas están altísimas para McCain, se espera que lo destroce en los debates. Tendrá que hacer una gran actuación para rebasar un listón tan alto.

De propina: al final, Florida y Michigan van camino de recuperar su status de cara a la Convención Demócrata. No habrá castigo pues, tras romper las reglas.

La bola de cristal: Obama ha anunciado también lo que todo el mundo considera un cambio de opinión y ahora apoya la explotación petrolífera submarina. McCain también hizo el mismo cambio hace unos meses, pero creo que Obama va a cobrar de lo lindo por esto.

viernes, 1 de agosto de 2008

Ronda de encuestas (1 de agosto de 2008)

La actualidad sigue atrapada en la polémica del spot de John McCain "Celeb" del que hablamos ayer, Barack Obama está indignado y ha lanzado una web, McCain está orgulloso y acusa a su rival de jugar la carta de la raza... y por último, la pelea ha llegado incluso a los comentarios de este blog y a la NBC con una bronca tremenda entre la presentador Andrea Mitchell y el director de campaña de McCain Rick Davis. Una buena resaca durante la que vamos a a dar una vuelta por los últimos números en las encuestas de tres estados clave en la próxima elección, de hecho en cada elección. Los sondeos son de Quinnipac.

Florida

Obama 46% - McCain 44%, (47%-43% en junio)

Ohio
Obama 46% - McCain 44% (48%-42% el pasado mes)

Pennsylvania
Obama 49% - McCain 42% (52%-40% el pasado mes)

Obama se mantiene líder en los tres estados, si bien por diferencias exiguas. Pennsylvania está más segura pero su diferencia en Ohio, donde de verdad debería ganar, se ha reducido peligrosamente. Las buenas noticias llegan para él en Florida donde está aguantando el tirón y este estado sí que sería el premio gordo si lo gana.

Aún así, como siempre decimos, es pronto para que las encuestas digan algo trascendente.

De propina: Hillary Clinton hablará en la Convención demócrata y eso lleva a muchos de sus partidarios a pensar que no será la elegida para candidata a la vicepresidencia. La petición online, con más de 40.000 firmas en VoteBoth, ha cerrado.

La bola de cristal: otra que probablemente ha visto desaparecer toda perspectiva vicepresidencial es la popular gobernadora de Alaska Sarah Palin, que va a ser investigada por supuestamente haber despedido a un empleado público después de que este a su vez, se negara a despedir el ex-cuñado de Palin que está en trámites de divorcio con su hermana.